.

.

El futbol Europeo(y Neozelandes) visto por sus protagonistas españoles

Como hicimos hace una semana respecto al fútbol ingles, hoy vamos a efectuar otro pequeño recorrido por Europa, a través de las declaraciones de los distintos futbolistas nacionales que han decidido dar un nuevo rumbo a sus carreras desarrollando parte de las mismas en el extranjero...y al final, acabaremos en nuestras antípodas, para ver como es el mundo del balompié en el pacifico sur...

Iniciamos el mismo en Italia, donde en la Juventus, aunque en su equipo primavera generalmente, nos encontramos con el jovencísimo vigués Iago Falque, al que Tomas Guasch entrevistaba en el AS a finales del pasado año…

¿Cómo es el fútbol italiano?

Muy diferente al de España, empezando por el trato con los jóvenes. No es fácil ver chicos de 18 años en los primeros equipos a no ser que sean unos fenómenos. Insisten en que lo más importante es estar bien preparado, que todo tiene su tiempo.

¿Y el fútbol como juego?

Domina lo táctico, preparan los partidos con una minuciosidad grande. Todo está preparado al detalle, no queda nada al azar. En España no se trabaja tanto el aspecto táctico, vamos más por libre, sobre todo en defensa. Aquí defienden los once; esto es fútbol y ajedrez a un tiempo, juegan a otra cosa. La mezcla de ambos estilos me hará mejor jugador, seguro que sí.

¿Y la gente? ¿Y la Prensa?

Las aficiones son muy apasionadas, pienso que muy parecidas a las españolas. Y la Prensa aprieta mucho, también como en casa. Hay varios periódicos deportivos, los de información general se vuelcan en el fútbol, las radios, las televisiones... Esto no es Inglaterra, donde aparece un periodista de vez en cuando. Aquí, si pierdes hay presión por su parte. Y la Juventus es el equipo de Italia...

Y en Italia, la pasada temporada los aficionados del Livorno pudieron "disfrutar" de la proverbial habilidad goleadora de Diego tristán, que en el Ecodiario, nos dejaba las siguientes impresiones…

¿Cómo es el fútbol en Italia?

Es tal y como se piensa en España. Las líneas juegan muy estrechas, en sólo 30 o 40 metros, y aquí todos defienden, hasta en el vestuario si hace falta. Lo normal es que sólo se juegue con un punta. Además, el juego es más lento.

Te ha sorprendido mucho que allí no echan ni una gota de agua a los campos...

Sí, la verdad es que sólo lo hacen en los campos grandes... y cuando se juega por la noche. Imagínate como es un partido con el calor de las tres de la tarde, y con las líneas tan juntas.

En Italia las costumbres son diferentes que en España, ¿verdad?

Sí, la verdad es que al principio me sorprendió pero me fui acoplando muy bien. Aquí se come a las 11 de la mañana y se entrena a las 3, algo que en España, sobre todo cuando hace calor, sería impensable.
Hoy toca jugar con el Milan, que tampoco es que ande sobrado en la tabla
Bueno, pero los grandes siempre son grandes. Ante ellos jugaremos encerrados, y trataremos de buscar alguna contra, y a ver si hay suerte y aprovechamos una.

Pero si el Livorno juega en casa...

Ya, eso sería impensable en España para el equipo local. Sin embargo, aquí el entrenador nos lo deja muy claro: encerrados y al contragolpe.

Desde Italia, nos desplazamos a Escocia, donde el también gallego Nacho Novo, jugador de los Rangers, nos ofrece su visión, como antes, desde la pluma de Guasch en el AS.

¿cómo es la Liga escocesa?

Muy dura, muy física, con jugadores muy grandes y fuertes que apuestan por un fútbol directo. El que juega bien aquí puede hacerlo en cualquier otra Liga del mundo. Ha habido varios casos de futbolistas europeos que no se han adaptado a este estilo de juego, de tanta presión e intensidad. Aquí vas a recibir y tienes dos y tres rivales mordiéndote.

¿Le parece que es más o menos difícil que hacerlo en España?

Tácticamente la Liga es mejor, para un delantero es más complicado burlar defensas españolas; aquí lo que forma a un delantero es la pelea, la necesidad de estar muy vivo si quieres tocar la pelota. El campeonato ha ganado en calidad con la aparición de jóvenes muy interesantes.

Pasamos al país vecino, Portugal, donde, sin apenas oportunidades sobre el campo, encontramos a Dani Mallo, ex del deportivo, en el Sporting de Braga. En un entrevista en la voz de Galicia, comentaba lo siguiente:

-No fue fácil. Pero no me arrepiento, era un momento para dar un paso adelante. Me hizo madurar. Progresé como futbolista. Se juega diferente, hay otros métodos de entrenamiento y sistemas tácticos. Allá juegan con tres delanteros

-¿Le sorprendió el funcionamiento del Braga ?

-Es que el Deportivo es un club atípico. Y eso que me fui a un club humilde. Con el diez por ciento del presupuesto, tienen cincuenta empleados en la oficina de la sección de fútbol. Y, como no hay filiales en Portugal, la red de ojeadores y preparadores es de alto nivel.
Y a mí en Portugal no me fue bien, pero tampoco me fue mal. Allí no perdí ningún partido.

Y ahora, tomemos un avión que nos lleve hasta Grecia, donde encontramos los relatos de otros dos compatriotas. En primer lugar, desde las paginas de Marca, Iker Sarriegui, actualmente en el Panathinaikos:

"El nivel no tiene nada que ver con la liga española, en España todos los equipos tienen un nivel muy alto y aquí no pasa lo mismo, hay una serie de 4 ó 5 equipos que tienen más nivel que el resto".

Mas extenso, es el testimonio, en el AS, del ex malaguista Koke, del Aris de Salonica:

Su oponente ciudadano es el PAOK. ¿Cómo es esa rivalidad?

Ríase usted de un Sevilla-Betis: ¡una locura! En un derbi que les ganamos por 3-1, yo metí dos goles y estuve días que no podía caminar por la calle, nuestros hinchas casi me sacaban a hombros. Nos ha tocado eliminatoria de Copa con ellos, será el 14 de enero a partido único en su estadio, la famosa Tumba. Véngase a verlo, vivirá una experiencia inolvidable.

Boskov podría decir "fúmbol es fúmbol en todas partes".

Y no se equivocaría. El fútbol es uno, pero hay muchísimas culturas a su alrededor. La del Aris es especial, un sentimiento parecido al de la gente del Atlético de Madrid. Un partido en nuestro campo engancha a cualquiera: cómo cantan, cómo lo viven Y fuera de casa es más de lo mismo. Si les ofrecen diez mil entradas, se desplazan diez mil. Donde sea, no les importa la distancia, las incomodidades del viaje.

¡Ah, ese Bosman!

Nos abrió la puerta a todos y lo aprovechamos. Algún día iba a ser que el fútbol español también exportara futbolistas.

¿Y de dinero, qué tal?

Los del Olympiacos ganan más que cualquiera en España excepto los del Madrid y Barcelona. El Aris paga bien, sin problemas. Lo que yo cobro aquí (un millón de euros) no lo cobra un jugador del Málaga actual. Antes, cuando Darío Silva y Dely Valdés sí lo cobraban, pero no ahora.

Subiendo hacia el norte, nos acercamos a Polonia, para conocer las vivencias de dos jugadores españoles que pasaron por el Legia de Varsovia.

Empezamos con Iñaki Astiz, que en una entrevista en el Marca nos desvelaba lo siguiente:

¿Hay mucha diferencia entre los derbis polacos y los españoles?

En España la gente se vuelca mucho con el fútbol. Aquí en Polonia los aficionados no van tanto a los estadios como en España, pero para este tipo de partidos sí que se vive un gran ambiente y se llenan los campos.

¿Cómo ve la Liga polaca?

Hay cuatro equipos arriba que estamos muy igualados. Nosotros estamos en una posición bastante buena, colíderes después de ganar a uno de los favoritos, pero aún queda mucha liga y esto tan sólo se decidirá con pequeños detalles. Nosotros debemos seguir con la línea de trabajo que estamos llevando y mantener la intensidad que hemos demostrado hasta ahora.

Y ahora, el polémico Iñaki Descarga(aunque la entrevista es de antes de estallar lo del Levante), nos cuenta en el As su día a día:

Cómo es un día suyo en Varsovia?

Entrenamos a las diez de la mañana, pocas veces en doble turno. Comemos en una cantina que hay en el club, nos echamos la siesta y nos juntamos los españoles por la tarde; todo eso los días que no hay partido. Ahora es de noche a eso de las cinco, dentro de nada oscurecerá sobre las tres y media de la tarde. Se juegan tres campeonatos, Liga, Copa y Copa de la Liga; la primera sufrió un parón por la selección y ahora jugaremos once partidos en cuarenta días. Lo sorprendente cuando llegas es que se disputan partidos los viernes, sábados y domingos. O sea, que de vez en cuando tenemos un fin de semana libre. ¡No recordaba lo que era eso! Y, bueno, firmé por dos años.

¿Cómo es la fórmula de pago en el fútbol polaco?

Reparten la ficha y otros conceptos en diez meses, cada día 30 percibes la parte proporcional. El problema es que cobramos en zlotys, la moneda local, y no en euros, lo que me obliga a estar muy pendiente del cambio. Ahora anda por los 3,70 euros. Hay que estar al tanto para cambiar en el momento más favorable. ¡Soy un experto en la cotización del euro!

¿La ficha es comparable con la de un jugador de su nivel en España?

Parecida. No me pida detalles que Hacienda es muy sabia

¿Y el ambiente?

No va tanta gente como en España, la media es de unas doce mil personas por partido, que animan muchísimo. Mi club está enfrascado ahora en la reconstrucción del estadio, al estilo de lo que hizo el Málaga con La Rosaleda.

dice Villar que nuestros árbitros son buenísimos. ¿También los polacos?

Aquí tienen mucho peligro: las tres primeras entradas las pasan por alto, sean como sean. ¡Es increíble la de patadas que se quedan sin tarjeta!

Y para terminar, algo muy especial. Agarramos un vuelo de largo recorrido, para llegar al mas extraño destino inimaginable…Y es que en Nueva Zelanda, en el Aukland City, juega un ex primera, el catalán Xavi Roca…la entrevista, como no, de Tomas Guasch, en el AS, muy reciente (28 de Diciembre):

¿Y el fútbol?

Está lejos del europeo, hay equipos con un nivel de nuestra Segunda B; otros ni eso. Y suceden cosas increíbles como que el Wellington Phoenix, el único equipo profesional neozelandés, juega la Liga australiana. Quieren que juegue aquí, pero falta dinero. El fútbol es el cuarto deporte por detrás del rugby, el rugby league y el cricket. Aquí hay futbolistas que juegan también las competiciones de rugby y cricket. La Liga de fútbol se juega en dos partes, la de invierno y la de verano, que es la más importante. Mi equipo disputa la Champions oceánica y eso es lo mejor: hace unos días jugamos en las Islas Fidji... Ocean League le llaman. El campeón disputa el Mundialito de Japón. Este año lo jugó el Waitakere, nuestro rival.

Habla de rugby y rugby league. El de los All Blacks es el rugby de toda la vida, claro.

Eso es. Son deportes distintos, el league es más rápido y vistoso para mi gusto. Son los deportes nacionales aquí, si vas a una plaza verás a un niño con un balón de fútbol y cuatro con el de rugby. Y, claro, los All Blacks son los amos, los mediáticos.

Usted sigue jugando de lateral derecho, claro.

Sí, como siempre. Tengo contrato hasta mayo y estoy a expensas de ver qué resultados conseguimos. La ilusión es estar en el próximo Mundial de clubes. La experiencia está siendo buenísima y no por el dinero, claro. Vine por conocer todo esto y aunque soy de los pocos que vive del fútbol, está claro que ese no es el objetivo de los que venimos a jugar aquí. En el equipo, los neozelandeses trabajan todos.

¿Habría algo fichable?

Tengo dos compañeros surafricanos de calidad y un coreano que es muy bueno. Son los que más furor despiertan entre los aficionados, que son muy pasionales, al estilo inglés. Es un fútbol sin apenas tácticas; nunca acaba un partido 0-0. Jugamos todos hacia adelante o todos para atrás.

¿Los neozelandeses siguen nuestra Liga? Serán más de la Premier, imagino.

Sí, les va más el fútbol inglés. Nuestra Liga se ve, ya sea en directo o en diferido. Pero no tienes la seguridad de ver el partido que te interesa. El último Barça-Madrid me pilló en Vanatu, eran las ocho de la mañana cuando empezaba. Me levanté y no hubo manera de dar con un canal que lo trasmitiera. El equipo de Nueva Zelanda es el Manchester United y los oriundos de Europa, los más aficionados. Mi club es de origen croata. La competición europea que más se sigue es la Champions League, claro.

Y con esto, terminamos este repaso en dos capítulos, por ahora…

Articulo relacionado

-El fútbol inglés a través de sus protagonistas españoles.

No hay comentarios: