.

.

Un minuto de silencio por River

Desde mi humilde posición de amante del fútbol solicito un minuto de silencio por el espíritu muerto de una de las instituciones más gloriosas de Sudamérica y del Mundo. Lo de anoche fue el culmen del esperpento, y eso que los jugadores que portan esa camiseta ya han hecho unos cuantos el pasado semestre, pero parece que no escarmientan.

Hoy tocaba hablar de la Copa Libertadores pues hay mucho que contar esta semana, como el auténtico partidazo que nos brindaron Defensor Sporting y DIM, el desastre global argentino (con el propio River como principal exponente) del que por ahora solo se salva Estudiantes (Boca lo tiene prácticamente hecho pero aún debe certificar el pase), la caída del campeón Liga de Quito …. pero nada puede superar el enésimo descalabro del conjunto Millonario.

Una vez más ese grupo de ¿jugadores? que dirige Gorosito dejó en evidencia a un River que expira calamidad por los cuatro costados. La afición sigue ahí pero muchos no quieren ver la dura realidad. El presidente Aguilar está realizando una gestión muy deficiente, y si hablamos de los jugadores es para ponerse a llorar pues dudo seriamente que alguno valiera si quiera para lustrarle las botas a Labruna, el Beto Alonso o Francescoli.

Desde aquí les deseo una pronta catarsis, pues sinceramente aunque no soy hincha suyo, dan lástima, y quizá ese es el peor sentimiento que se puede tener sobre un equipo de fútbol (más aún cuando lo dice alguien como yo que hincha por…. Racing Club).

No agregaré nada más (pero la próxima semana si haré repaso por grupos pues todos se habrán definido ya). He aquí las imágenes de la vergonzosa caída de anoche ante Nacional de Asunción:



6 comentarios:

Javi dijo...

En el primer párrafo cambias River por el Atleti y me cuadra perfectamente...

En fin, otro fracaso más para los millonarios, lamentable caer 2-4 ante un rival de ese nivel que encima no se jugaba nada. River no tiene carácter ni alma. Un saludo.

Ariel dijo...

La historia de vergüenzas riverplatenses en la Libertadores tiene una nueva página.

Es inexplicable cómo el equipo más dominador del fútbol argentino a lo largo de su historia fue capaz de hilvanar tanta miseria en el ámbito continental.

¿Falta de espíritu? ¿Baja predisposición para soportar circunstancias adversas?
La realidad es que —salvo dos honrosas excepciones— la historia de los fracasos de River es tan larga como la propia historia de la Libertadores.

Si nos ponemos a hacer memoria y estadísticas, los Millonarios son el equipo argentino que más veces participó de la Copa, lógicamente teniendo en cuenta su impresionante palmarés local.

Ahora bien, sólo lograron ganarla en dos oportunidades y —curiosamente— en ambas finales vencieron al equipo con más partidos decisivos perdidos: el América de Cali, que acumula 4 series finales sin títulos.

Un dato no menor se obtiene revisando los rivales a los que River superó en ambas consagraciones: el equipo de Núñez jamás eliminó a uno de Brasil.

Son simplemente estadísticas, curiosidades e historia, pero parece que pesan mucho más que eso a la hora de jugar la Copa de cada año.

Fútbol de Primera dijo...

Yo creo que este año, a diferencia de otros (como la eliminación con San Lorenzo después de ir 2-0 arriba en el Monumental), se debió por los nombres y por el patético presente futbolístico, que no ha cambiado demasiado desde el Torneo Apertura pasado. River venía de salir último, así que no es tan ilógico su eliminación, a pesar de caer en un grupo fácil. River no tiene absolutamente nada de fútbol, no tiene referentes, líderes, siquiera una idea de cómo lastimar a los rivales. Ayer jugando contra un equipo que ni siquiera se esforzó (estaba eliminado), jamás supo como lastimarlo. Y no estamos hablando de nada del otro mundo, sino de un equipo paraguayo de escaso nivel. Yo calculo que se tiene que venir una depuración importante en el club, directivos incluidos.

Por cierto, a mi me sorprendió más la eliminación de San Lorenzo, un equipo con una plantilla riquísima (la mejor del fútbol argentino), que venía de perder el título en el triangular y que se había puesto como objetivo principal del semestre la obtención de la Libertadores.

Fútbol de Primera dijo...

Por cierto Garrincha, yo como hincha de River que soy, pienso lo mismo con los jugadores que hemos visto y los que nos toca padecer ahora. Y sin siquiera tener que remontarme a Labruna o el Beto Alonso.

En los últimos 10 años han pasado Aimar, Saviola, Cavenaghi, D'Alessandro, Demichelis, Carrizo, Mascherano o Lucho González, por citar solamente algunos. ¿Hoy? Mejor ni responder porque me hago mala sangre...

DoKiÈh dijo...

Si es que pasan los meses y todo sigue igual. En su momento dije que había que matarlos a todos, menos a Buonanotte, Falcao y a veces Abelairas y Gallardo. El resto no sirve ni para barrer la mierda.

¿Y el Burrito?

Saludos.

Jose David Lopez dijo...

Llevo años levantandome y desvelandome por mi river, al que quiero ver triunfar en la ibertadores pero no hay manera. Un problemón porque la institución no da tregua y, sin embargo, no hay plantilla para más. Hay tantas cosas que se hicieron mal...

Un saludo desde El Enganche