Los que dignifican los torneos

Los jugadores turcos celebran uno de los goles ante Austria.

Quitando la eventual sorpresa de la que todo el mundo habla unos días, o algún rarísimo campeón (Grecia 2004), normalmente aquellas selecciones de las que nada se espera pero compiten con todo acaban siendo un compendio de orgullo y dignidad. Por ellos escribo estas líneas hoy. No es solo superar las expectativas, es no rendirse, peleando con todo, ante rivales a veces muy superiores. Llevándoles al límite, rozando el triunfo, o incluso lográndolo, como logró Turquía ante Austria hace unos días.

Reconociendo que uno apoyaba con todo al cuadro centroeuropeo (ganó su grupo con Francia, Polonia y Holanda), que una Turquía que defiende de modo tan irregular y viva a tirones haya llegado a cuartos de final de la Eurocopa, me parece que puede considerárseles abanderados de aquellos combinados como Eslovenia (que se ha marchado del torneo en los penaltis, sin perder un solo encuentro), Georgia (caótica y divertida) o Eslovaquia (que llevó a Inglaterra hasta el extremo), que lo intentaron hasta el último aliento sin lograrlo. 

En la misma liga juega Ecuador. Es cierto, hablamos de una habitual de los últimos mundiales, habiendo disputado 4 de los 6 que se han llevado a cabo en este siglo XXI. Anoche, de modo inesperado ante el buen caminar de Argentina, llevaron a la albiceleste a la tanda de penaltis en cuartos de final de la Copa América. Messi erró el primer lanzamiento de la tanda, aunque los fallos de los dos siguientes lanzadores de La Tri (y el buen hacer del 'Dibu' Martínez, todo hay que decirlo), decantaron la tanda del lado del vigente campeón.

Ecuador celebra el gol del empate ante Argentina.

Entre Eurocopa y Copa América ya quedan pocas "humildes" a las que agarrarse. Lo normal sería que Países Bajos Holanda elimine a Turquía el sábado en su duelo de cuartos de final. No es que los neerlandeses sean la gran potencia de antaño, pero hay una evidente diferencia cualitativa entre ambos conjuntos. Es cierto que los otomanos van a recuperar al sancionado Hakan Çalhanoğlu, líder y conductor del juego, algo que aumentará sus opciones.

Del otro lado del charco todavía quedan opciones de disfrutar con algún que otro resultado inesperado. El rival de Argentina en semifinales saldrá del Canadá v Venezuela. Las dos selecciones, que se enfrentan en el que es probablemente mejor momento de su historia, sobre todo La Vinotinto. La noche del sábado conoceremos a los otros semifinalistas, que saldrán del tremendo Uruguay v Brasil, y del Colombia v Panamá, con amplio favoritismo para los cafeteros. Eso sí, los centroamericanos han demostrado estar habilitados para complicar a cuadros teóricamente más fuertes, como bien saben Estados Unidos y Bolivia, que hincaron la rodilla ante ellos.

En las próximas 48 horas veremos si además de dignificar los torneos compitiendo con todo, las Turquía, Panamá, Canadá y Venezuela son también capaces de superar todas las expectativas e incluso candidatarse para dar la gran campanada.

No hay comentarios: