.

.

Conociendo el fútbol argentino (II)

Como lo prometido es deuda, aquí está la segunda entrega de un artículo que pretende clarificar, aunque sea un poco, el enmarañado sistema que rodea al fútbol argentino. Nuevamente, buena suerte para quienes traten de entenderlo.

Para los que no leyeron la primera parte o quieran volver a verla está en este enlace.

Explicado el sistema de descensos en la Primera B Nacional —complicado por cierto— hoy vamos a hablar de la tercera categoría, que se encuentra partida en dos.

Primera B Metropolitana
Los equipos de la Ciudad de Buenos Aires y sus alrededores, más algún equipo de Rosario, son los que conforman este torneo, que es el escalón previo a la Primera B Nacional. Para ser preciso con el vocabulario, habría que decir que estos son los clubes Directamente Afiliados (en caso de no entender nada sugiero releer la primera parte).

El sistema utilizado para coronar al campeón de este certamen es similar al de la categoría inmediatamente superior. Esto es: 21 equipos, 40 fechas en las que se enfrentan todos contra todos —con un equipo que queda libre en cada jornada— y el primero en la tabla es el ganador.

El campeón del torneo obtiene el único ascenso directo a la Primera B Nacional. Como pueden ver en la imagen de aquí abajo, es All Boys el que se adjudicó este honor.

.

Ahora bien, lo que diferencia a este torneo con respecto a la segunda división es la existencia de un Torneo Reducido. Esta especie de playoffs sirve para determinar cuál será el equipo que dispute la promoción ante un representante de la Primera B Nacional.
Aclaración: la promoción se disputa ante uno de los directamente afiliados de la Primera B Nacional, tal como se explicó en la primera entrega.

El Reducido lo disputan los equipos clasificados entre el 2º y el 9º puesto de la tabla. Los cruces se ordenan según la posición de los conjuntos. De esta manera, los cuartos de final se juegan: 2º contra 9º, 3º contra 8º, 4º contra 7º y 5º contra 6º. En la imagen anterior están marcados con el mismo color los cruces que se produjeron en esta instancia.

Las eliminatorias de esta primera ronda se disputan a partido único, en campo del equipo mejor ubicado en la tabla. De ahí en más, las semifinales y la final se disputan en encuentros de ida y vuelta, siendo local en el primer choque el conjunto con peor rendimiento a lo largo de la temporada.

En pocas palabras, todo este circo sólo sirve para determinar qué equipo disputará una promoción con la categoría superior, en la que su rival además tendrá “Ventaja Deportiva”.

Creo que en la primera entrega me olvidé de aclarar este concepto, pero lo hago ahora porque es muy simple. En los partidos de promoción —entre cualquier divisiones— el equipo de la categoría superior posee una especie de handicap a favor llamado “Ventaja Deportiva”. Esto quiere decir que si los 180 minutos acaban iguales, este conjunto conservará su ubicación. No hay tiempo extra, ni penales, ni doble gol de visitante. Si el resultado global queda igualado, el que gana es el equipo de la categoría más alta.

Los descensos en la Primera B Metropolitana no tienen nada que no se haya dicho antes. Tabla de promedios, el último desciende directamente a Primera C y el anteúltimo debe disputar la promoción.

Torneo Argentino A
Ya hablamos de la tercera división para los equipos Directamente Afiliados pero, ¿Qué pasa con el resto del país? Hace ya más de una década se decidió nuclear a todos los equipos de la Argentina en un torneo homogéneo, ya que antes de eso sólo existían campeonatos regionales, cuya extraña programación resultaba imposible de entender para los aficionados y poco atractiva económicamente para los auspiciantes.

En este certamen uno puede encontrar clubes de todos los rincones del país. La mayoría de ellos son representantes de sus provincias, por lo que la concurrencia a los estadios suele ser muy buena. Pese a la notable carencia de infraestructura (cualquier europeo que vea un estadio de la categoría se golpea la cabeza contra la pared) es indudable que éste es un campeonato de fútbol que integra toda la superficie de la Argentina.

El Torneo Argentino A es disputado por 25 equipos, que se dividen en 3 grupos —dos de 8 y uno de 9—según su ubicación geográfica. En la zona de 9, los conjuntos se enfrentan entre sí cuatro veces, totalizando 32 partidos cada uno. Los equipos que integran las otras dos zonas se enfrentan cuatro veces a cada uno de sus rivales de grupo y además disputan cuatro encuentros interzonales, ante conjuntos del otro grupo. De esta manera, también suman 32 partidos.

Una vez finalizada la temporada regular, los dos mejores equipos de cada zona y los dos mejores terceros clasifican a la Segunda Fase. En esta, los ocho participantes se dividen en dos grupos de cuatro. En cada uno de estos grupos, los conjuntos disputan seis partidos, viéndose las caras dos veces ante cada uno de sus rivales.

.

Los dos primeros de cada grupo acceden a la gran final de la temporada. Recientemente se han determinado los dos clasificados de este año. Estos son Racing de Córdoba y Atlético Tucumán. Los finalistas se enfrentan en una serie de ida y vuelta. El ganador asciende directamente a la Primera B Nacional, mientras que el perdedor deberá conformarse con disputar una promoción.

.

La novedad de este certamen con respecto al resto es que aquí NO EXISTEN LOS PROMEDIOS. El sistema para determinar los descensos es muy simple. De todos los equipos participantes, pierden la categoría los dos que hayan cosechado menos puntos durante las 32 fechas de la temporada regular, sin importar a qué zona pertenezcan. Estos dos desafortunados, que este año son La Florida de Tucumán y Sportivo Patria de Formosa, deberán disputar en los próximos meses el Torneo Argentino B.

Aquí también hay dos promociones con la categoría inferior, pero al no haber promedios se determinan de esta simple y clara manera. Los dos peores equipos del torneo —excluyendo a los dos ya descendidos, claro está— deberán disputar la promoción. ¿Simple no?

Con las imágenes seguro que pueden ver esto de un modo más claro.

Hasta aquí llegamos con esta segunda entrega. En la tercera y última parte voy a hablarles de las cuatro categorías que quedan y las ligas regionales del interior. Espero se les haya clarificado un poco el panorama.

6 comentarios:

Fútbol de Primera dijo...

Puff, menudo trabajo has hecho Ariel. Si, evidentemente es mucho más sencillo el sistema del Torneo Argentino A que el de las otras divisionales, además de las cercanías geográficas con las que se juegan las zonas. Eso si, los torneos que les siguen si son medio incomprensibles por la cantidad de equipos que juegan. Del torneo argentino A me gusta Brown de Madryn, hehe

Saludos!

Martín dijo...

Muchas gracias Ariel ;-) (Ahora me toca seguir con el tema de los promedios, que estaba esperandote a este post).

Vayamos por partes....

Sobre la primera B metropolitana, aparte de no entender lo de no poner un numero para de equipos, que es lo de menos, lo del torneo reducido me parece una chorrada impresionante, mas que nada porque no concede un ascenso directo,¿para que jugar 5 partidos mas, si luego igual ni subes?

Y desde luego lo de la ventaja deportiva para el de arriba, me parece criminal...

Sobre el Torneo argentino A (¿porque 2 grupos de 8 y 1 de 9,¿porque no todos con el mismo numero de representantes?), justo en este, que no deberia ser tan simple(porque estamos hablando de tres grupos que juegan separados entre si,que no tienen porque ser del mismo nivel), lo es...pero no nos quejemos, mejor eso que los malditos promedios.

Un saludo

Mauricio dijo...

Exelente Ariel. Que buena forma de hacernos entender lo incomprensible.

Ariel dijo...

@ Martín:

Tus dos dudas tienen la misma respuesta. El sistema de descensos en la Primera B Nacional no es simétrico.

¿Qué quiero decir con esto? Que los dos equipos que descienden directamente pueden ser: uno del interior y uno de GBA o los dos de la misma zona.

Las promociones sí son simétricas (una para cada ubicación geográfica), pero puede darse el caso de que desciendan más equipos directamente afliados que indirectamente afiliados o viceversa.

Como la Primera B Nacional es el único torneo alimentado por equipos de dos torneos distintos, los campeonatos del tercer nivel deben adecuarse a esto.

En la Primera B Nacional siempre son 20, y dependiendo de los ascensos y descensos acontecidos se determina la cantidad de equipos en la Primera B Metropolitana y Torneo Argentino A.

Ariel dijo...

Este post pronto no va a tener mucho sentido, porque se acaba de aprobar la nueva reforma para el Torneo Argentino.

Es increíble que se cambie tanto de formato.

Martín dijo...

Se ve que hay mucho culo inquieto en las federaciones argentinas, de esos que si no estan todo el rato toqueteando cosas, piensan que no se nota que mandan...

Al menos si cambian para bien...