.

.

El fútbol inglés visto por sus protagonistas españoles

Es típica y tópica, cuando un periodista entrevista a alguno de los muchos españoles que como jugadores o técnicos viven el día a día del fútbol ingles, la pregunta de cómo es el fútbol allí, o en que se diferencia del español. En realidad es casi inevitable, se conjuga la curiosidad por una forma de entender el fútbol aparentemente tan distinta, y una de las pocas ligas de un calibre igual o superior al de la española.

Por eso, mi propósito es, ayudado de las citas de los protagonistas, crear una especie de visión de conjunto sobre estas cuestiones, a ver si uniendo distintas y variadas impresiones, podemos sacar en claro algo…

Aviso que esto tendrá una segunda parte, con las aportaciones de otros futbolistas españoles que juegan en las diversas ligas europeas…

Empezamos por uno de los miembros de la mas nutrida colonia hispana en las islas, la del Liverpool, Xavi Alonso, en este caso con una entrevista de Marti Perarnau realizada en febrero del 2007.

¿Te sientes totalmente integrado en el fútbol inglés? ¿También tú crees que la Premier es la mejor liga europea del momento?

Sí a las dos preguntas. Estoy totalmente integrado. Después de tres años aquí conozco mejor todos los detalles del campeonato, el ambiente, los estadios, los rivales. Y creo que es la mejor liga actualmente porque es una gozada jugar aquí. Unos estadios fantásticos, las aficiones de cada club, grandes equipos y una tranquilidad enorme para trabajar. Aquí se hace mucho hincapié en el partido del fin de semana, pero te dejan muy tranquilo en cuanto a la preparación del equipo durante la semana. Es una presión diferente y puedes trabajar de maravilla. Sí, estoy muy bien aquí.

También jugador del Liverpool es Fernando Torres, que en declaraciones a la revista oficial del club decía lo siguiente:

"Creo que el fútbol inglés es un fútbol en el que de verdad puedes disfrutar. Lo sé desde que llegué al Liverpool. Es lo que se podría denominar como un fútbol honesto. El juego en España tiene más interrupciones"

"Tienes que comportarte de forma correcta, aguantar y demostrar que no te intimidan. Lo mejor es contestarles con el juego en el equipo"

A otro nivel más modesto, nos encontramos con otro jugador de larga trayectoria en Inglaterra, Iván Campo, primero en el Bolton y posteriormente en el Ipswich Town. En una entrevista en Terra, a principios de este año, podíamos leer:

Va a cumplir 34 años (el 21 de febrero, el día de la segunda eliminatoria) y cada vez se le ve más cómodo por aquí. ¿Qué ha encontrado en Inglaterra, y sobre todo en este equipo?

En Inglaterra, el aficionado cuida mucho a la gente de una cierta edad y aquí eso no importa, si tienes alegría por jugar al fútbol, por defender la camiseta del club. La gente te quiere, te protege y te cuida. En España no es así.

En España no era de los futbolistas más mediáticos y fue venir a Inglaterra y convertirse en todo un ídolo para los aficionados, ¿Cómo se digiere algo así?

Aquí me han tratado muy bien. Siempre he estado muy agradecido. Te da mucha tranquilidad entrenar todos los días sin gente, sin prensa y los medios te apoyan y te ayudan. En mi caso, después de salir del Madrid, esto te ayuda en muchos aspectos.

Usted fue internacional con España en tres ocasiones. Tanto español en la 'Premier' ¿enriquece la selección?

Aporta frescura, porque aquí el fútbol es más rápido, con más pegada, mientras que en España está el juego del toque, de la tranquilidad.

Desde fuera de la premier, Iñigo Idiakez, por entonces en los Saints, hacia en septiembre del año pasado el siguiente comentario en corazón Txuri Urdin:

¿Qué diferencias ves entre el fútbol español y el británico? Lo digo porque, aunque en la Real también anotaste goles, allí te has destapado como goleador.

La gran diferencia que hay entre el fútbol de aquí y el de allí es la velocidad a la que se juega en Inglaterra, no se para nada el juego y los árbitros permiten mucho más. Y también es menos táctico que el de España.

El también vasco Mikel Arteta, estrella primero en Rangers y ahora en el Everton, nos ofrecía en una larga e interesante entrevista de El País una variada lista de reflexiones e ideas sobre el futbol ingles:

Benítez le fichó porque Morientes no se imponía de cabeza cuando siempre fue un especialista. ¿Me lo explica?

Esto es Inglaterra. Aquí se permite mucho. Hay un montón de faltas que no te pitan. No es que sean malos árbitros, es que pitan diferente. Aquí no existe el plantillazo, por ejemplo, así que, a la que te hacen tres, aprendes a usarlo. Te tienes que acostumbrar. Aquí te comen. Entiendo que Morientes tuviera problemas. Pero no crea que Crouch es muy capaz en el juego aéreo.

Entonces, ¿es difícil adaptarse al fútbol inglés?

No creo que para los españoles sea difícil adaptarse, es un fútbol que nos viene bien, si tienen un poco de paciencia y te cuidan. Luego también depende de ti, claro. Para mí, lo peor es para los defensas. Es un juego muy exigente, cada balón es una guerra y lo pasan fatal. Aquí el central no tiene tiempo ni de levantar la cabeza y tiene a un negro de 1,90, fuerte como una roca, que le muerde el espacio en cada jugada. Los defensas españoles que han pasado por la Premier han terminado en el centro del campo, como Iván (Campo) o Fernando (Hierro).

Ferrer fue considerado el mejor extranjero de la Liga. Jura que dos años en Inglaterra son el doble en la Liga.

Le creo. Lo peor de jugar al fútbol en Inglaterra no es ser delantero, es ser defensa. Para un defensa es criminal.

Usted llegó al Barcelona con 15 años y parecía un clon de Guardiola. A los 25 triunfa en Inglaterra. ¿Qué papel desempeñaría un tipo como Pep en el fútbol inglés?

Pep jugaría por delante de la defensa con un tío al lado repartiendo estopa. Se adaptaría fácil. Aquí se juega muy rápido y él pensaba más rápido que nadie, así que ejecutaba antes que nadie. Guardiola no hubiera tenido problemas para jugar en Inglaterra pero le hubieran puesto un tío al lado haciendo el trabajo sucio, a no ser que jugara en el United. La diferencia de juego entre el Manchester y el Arsenal con los demás es abismal. El Arsenal es europeo, su estadística de pase es increíble. Juega sólo con centrocampistas. El Chelsea también lleva la iniciativa, pero es mucho más vertical. El Arsenal toca, toca. Todo son jugones.

Menos efusivo en sus respuestas, el portero Pepe Reina nos desveló en Público algunas de las peculiaridades de Benítez en su trato con los jugadores españoles del club:

Un portero local en Anfield debe sentirse el rey del fútbol.

Más que eso, te sientes un privilegiado. El ambiente que se respira en Anfield es de un fútbol tradicional, que ya encuentras pocas veces por el mundo.

Cinco españoles en Anfield, pero tienen prohibido hablarse en castellano.

Normal.

¿No será más para la galería?

Nada de nada. Benítez es muy estricto en eso. Lo deja bien claro desde que pasas al vestuario por primera vez. Hay que tener respeto y estamos en Inglaterra, por lo que hay que hablar en inglés.

Ahora, una curiosidad. Y es que vamos a poder comparar como cambia en el tiempo las percepciones de un jugador. Primero, aquí tenéis las de Pablo Couñago, jugador del Ipswich town durante varias temporadas, cuando apenas llevaba un mes allí:

¿Y el fútbol inglés en general?

Es impresionante cómo se vuelca la gente aquí con el equipo, y eso que de momento sólo he jugado amistosos. Además, el hecho de que estén tan cerca de tí te motiva mucho más y te ayuda a disfrutar del fútbol, que era lo que más echaba en falta. Ahora trataré de aportar mi granito de arena para intentar mejorar lo del año pasado, y hacer un buen papel en la Copa UEFA. Ya digo que, como el Ipswich, mi deseo es crecer a su lado y agradecerle con goles la mucha confianza que han depositado en mí.

La experiencia inglesa se presume apasionante.

Desde luego, jugar en Anfield u Old Trafford va a ser increíble, pero aquí en casi todos los estadios tienes una sensación difícil de encontrar en España. El fútbol se vive de un modo mucho más pasional, con el público encima que no para de animarte. Además, los campos son bastante cerrados y permiten crear un ambiente de esos que a los jugadores nos gustan. En España los estadios son más grandes, pero eso se queda en nada si lo comparas con los ambientes míticos que tienes por toda Inglaterra.

¿Ha encontrado muchas diferencias entre el fútbol que se practica en Inglaterra y el de nuestro país?

No demasiadas. El fútbol es fútbol es todas partes. Si acaso, aquí se juega muy directo, sin pausas, no es tan tranquilo como suele ser en España.

Cuatro años más tarde, en el 2005, declaraba lo siguiente:

¿Qué saca en positivo de su paso por el Ipswich Town?

Me ha otorgado una tranquilidad económica que aquí no me estaba a mi alcance. Pero también he conocido otro país, una cultura y una afición diferentes. Allí están en cada partido a muerte con su equipo. Incluso cuando descendimos de la Premier la gente nos animaba, no había ni un reproche porque veían que el equipo estaba dando lo mejor. A veces hasta sentía un poco de vergüenza de que no nos cantasen las cuarenta.

En el Middlesbrough jugo el ya retirado Gaizka Mendieta, al cual podíamos leer lo siguiente en una entrevista en El Mundo en 2004:

¿Cómo ha sido su adaptación al fútbol inglés?

Bastante buena. Es un fútbol distinto, en el que equipos en teoría más pequeños, a fuerza de balones largo, igualan el partido. Pero si consigues parar el balón y tocar, que es lo que nosotros intentamos, también puedes hacerlo.

Pero…en el futbol existe un lado amargo, que es el que conoció Borja Oubiña con su lesión al poco de fichar por el Birmingham, como nos desvela el Faro de Vigo y Futbol Mundial:

-¿Decepcionado con la forma de actuar de los ingleses?

-Es otro sistema de trabajo y valoras lo que te da un sitio y otro. El propio médico me dijo que aquí se trabaja mejor la recuperación de esta clase de lesiones. Ellos trataron de recuperar algo. A lo mejor las formas no fueron las mejores, pero les entiendo. Eres un objeto y a veces eres tú el que te aprovechas de los clubes y al revés. Esto está montado así. A mí lo único que me preocupaba era mi rodilla.

-¿Considera una pérdida de tiempo su experiencia en Inglaterra?

-Yo digo que hasta que me lesioné viví cosas fantásticas que no me habían sucedido en España. Luego se torció todo.

Bien, hasta aquí el testimonio de los jugadores. Pasamos al de los técnicos, comenzando por Rafa Benítez, por un lado en una entrevista de Segurola en el País, y otra de Pérez de Rozas en la Voz de Asturias.

¿Por qué se ha reforzado con jugadores españoles?

-Porque los conozco bien, porque me dan confianza y porque creo que el fútbol inglés necesita de la picardía de los jugadores españoles. Lo ideal sería conseguir un equipo con la mentalidad, la entrega, el amor a los colores, la intensidad de los británicos y el talento, la imaginación, la técnica y la picardía de los españoles. Pero no se puede tener todo en la vida, así que ya soy feliz con lo que tengo.

José Mourinho se queja mucho del calendario del fútbol inglés.

-Aquí vivimos a mil por hora. En eso coincidimos, porque aquí se juegan muchos partidos, ya que hay varias competiciones, todas importantes pues la que no gusta al club apasiona a la afición y, la que no, la quieres ganar tú. Y aquí la Liga también tiene 20 equipos.

¿Encontró las grandes diferencias que se antojan entre el
fútbol inglés y el español?

Aprecié la diferencia inmediatamente. Es grande tanto en el
aspecto futbolístico como en el social, en los modos de vida. El juego
es mucho más físico, con un ritmo más vivo, más enérgico. También es
notable cómo viven los aficionados los partidos y cómo son sus lazos
con los equipos. El ambiente es muy pasional. Los estadios suelen
estar llenos y la atmósfera es muy especial. Se vive el fútbol con una
emotividad superior a la de España. Pero todo eso se relaciona con una
manera diferente de ver la vida. Aquí se hacen muy largos los días. Te
levantas muy temprano y a las siete de la tarde estás en la cena. Pero
no hay mucho que hacer: el invierno es muy largo y oscurece muy
pronto, a las cuatro. A veces, estos aspectos son los que determinan
las dificultades de adaptación.

Y también entrenador, y al mismo tiempo, ex jugador de la liga inglesa, nuestro ultimo protagonista, el actual entrenador del Swansea , Roberto Martínez nos va a desvelar, a través de la fantástica entrevista de Axel Torres en Planeta Axel, algunas de las características de ese otro futbol ingles fuera de la premier:
Te sientes querido en la ciudad... Eres un poco leyenda del club, ya...

Mi relación con el Swansea City viene del año 2003, cuando como jugador luchamos para evitar el descenso de lo que es el fútbol profesional, que es el peor descenso que existe porque obliga a cambiar la infraestructura del club y mucha gente pierde su trabajo. Lo logramos ganando el último partido en el campo antiguo. Ser el capitán de un club así en un momento como ese, con la historia que tenemos de la etapa de Toshack, ya te crea una relación especial... Luego tuvimos un ascenso y un par de éxitos en copa y ahora como entrenador es como continuar todo aquello. Realmente es difícil empezar como técnico si no has tenido un pasado como jugador como éste, te permite disponer de más tiempo. Pero sí ha sido un cambio importante porque hay muy pocos equipos que en esta categoría jueguen de la forma que lo hemos intentado hacer. Nos ha permitido poner bases de cara al futuro.

Cuentan que el Swansea juega un fútbol de ataque, de tener el balón, distinto al que se suele ver en Inglaterra... ¿Qué métodos tiene Roberto Martínez?

Sí, aunque ahora la Premiership está cambiando con Wenger, Fergusson, Mourinho, Juande o Benítez. El fútbol británico siempre ha sido muy directo, de mucho corazón, de querer ganar juegues contra quien juegues y donde juegues... El tempo siempre es el máximo. Nosotros hemos intentado siempre estar un poco más en control de la posesión: más que buscar la ocasión de marcar, encontrar la ocasión de marcar. Hay algo que define mucho el fútbol inglés: el típico Wimbledon, cuantas más veces pongas el balón en el área contraria más opciones tendrás de marcar. Hemos intentado cambiar esa filosofía y eso ha requerido paciencia por parte del público: para ellos es frustrante ver cómo el balón va un poco más en horizontal de lo que están acostumbrados. Pero ha pagado dividendos, porque hemos jugado contra equipos muy importantes como Nottingham Forest o Leeds United y esta forma de jugar les ha creado muchos problemas y nos ha dado muchos puntos que nos han permitido el ascenso.

Planteas los entrenamientos de forma competitiva, incluso con concursos entre los jóvenes y los veteranos. ¿Es una forma de mantenerlos motivados?

Piensa que vamos a jugar alrededor de los sesenta partidos oficiales a lo largo de la temporada. Eso en España sería una barbaridad. La forma de conseguir que a estas alturas de temporada los jugadores vengan a entrenar con ganas es hacer unas sesiones bastante intensas, muy competitivas, que siempre haya una razón para ganar. Con sesenta partidos, con tanta exigencia, a veces es más difícil tratar la mente que el tema físico.

No convocas portero suplente, al estilo del Sheffield United... ¿Cómo se te ocurrió, por qué lo haces, de dónde lo aprendiste?

Es una filosofía del fútbol inglés… Es algo que está muy bien visto en el fútbol inglés, porque aquí además muchas plantillas no tienen dos porteros de primer nivel, sino que hay mucha diferencia entre el número uno y un suplente que está para ayudarte cuando lo necesites. El mercado de cesiones te permite, en caso de lesión, contratar a otro en veinticuatro horas. Es por estas razones que la gente no se asusta tanto cuando no ve un portero en el banquillo. Además, el suplente entrena con el grupo en el calentamiento, ya que puedes cambiar la convocatoria hasta cinco minutos antes de empezar. Entonces, si se te lesiona el titular en ese momento, que suele ser una de las mayores posibilidades, siempre tienes tiempo de cambiarlo. Si sucede durante el partido, siempre hay en el equipo uno o dos jugadores que han jugado o han entrenado como porteros por si ocurre esta situación

Con esto, finalizamos, quedan ya a vuestro criterio las conclusiones de este experimento, ¿Qué es lo que realmente diferencia nuestros dos fútbol?

Feliz Navidad a todos.

No hay comentarios: