.

.

Sporting Braga, ahora o nunca

19 tantos para Lima, màximo goleador del campeonato luso
A aquellos que nos gustan las historias de superaciòn, de clubes modestos que se baten como hèroes contra titanes en busca de proezas irrepetibles, somos esos locos de este deporte que nos fijamos cada semana en las andanzas de un Montpellier que le discute a la cara al millonario PSG, un Levante UD dispuesto a hacer historia o un Sporting de Braga que estàn desde hace tiempo rozando la gloria. Precisamente los portugueses llevan instalados en la zona noble de la Primeira Liga desde hace pràcticamente una dècada, aunque han sido las dos recientes temporadas màs la vigente las que los han puesto en un primer plano indiscutible dentro del panorama futbolìstico luso.

Està claro, no han ganado lo que Benfica o Oporto, pero sus gestas tanto nacionales como europeas son clara muestra de la evidente progresiòn que estàn viviendo, habiendo subido un nuevo peldaño en el escalafòn portuguès en el que han pasado de ser simplemente un animador a un aspirante. Lo mejor es que el recorrido muestra un proyecto consolidado cuyo mayor mèrito es explotar su secretaria tècnica con habilidad para reducir en lo posible el abismo presupuestario respecto a sus poderosos rivales.

Algo debe tener el Arsenal do Minho cuando se ha convertido en una de las mejores escuelas de entrenadores portugueses de los ùltimos tiempos. Quizà el primero en la estirpe fue Jesualdo Ferreira, cuya lìnea supieron continuar y mejorar posteriormente Jorge Jesùs (hoy tècnido del Benfica) y Domingos Paciência (destutuido el mes pasado en el Sporting Clube), quedando muy cerca el ex delantero de ganar la Liga en 2010 y la Europa League en mayo del año pasado.

Hoy es otro tècnico sin mucho renombre, Leonardo Jardim (llegado del Beira-Mar) el que pese a su juventud conduce con maestrìa al conjunto norteño en pos de un hito que tan solo Os Belenenses en 1946 y Boavista en 2001 han conseguido: ganar la liga portuguesa sin ser uno de los tres grandes, que se reparten el resto de ediciones.

Jardim, que ha tenido que lidiar con muchas variantes en su plantilla (lo habitual en la instituciòn norteña cada verano), ha sabido mantener las señas de identidad de un colectivo que mantiene su clàsica sobriedad, su buen hacer defensivo pero que esta campaña goza de un caràcter ofensivo desconocido, fòrmula que les ha llevado a ganar 13 partidos ligueros consecutivos, todos desde que a finales de noviembre cayeran en su visita a Do Dragão.

Llegò su momento
Apenas restan 6 jornadas para la finalizaciòn de la Liga Zon Zagres, de las cuales las dos pròximas son seguramente las màs importantes para su empresa. Tras auparse por primera vez al liderato al derrotar el lunes al Acadèmica (2-1), este sàbado visitaràn a un Benfica que lleva un tiempo flojeando como demostrò en su derrota ayer ante el Chelsea y que no podrà contar por sanciòn con la presencia de Pablo Aimar, una baja importante que seguramente repercutirà en el juego ofensivo de las Aguilas. Sin embargo, tras perderse un par de encuentros por lesiòn, probablemente Alan regresarà al once en el decisivo duelo de Lisboa.

Por si fuera poco el siguiente partido serà ante el Oporto, al que actualmente superan por un punto (y en dos al Benfica), lo cual habla de por sì de la vital importancia de estos duelos para el conjunto de Braga.

Un dato que apoya su esperanza: en los ùltimos 50 años solo tres equipos que lideraban el campeonato a estas alturas no acabaron proclamàndose campeones. Por otro lado està la racha del brasileño Lima, que ha logrado 10 tantos en los 7 ùltimos choques ligueros, encabezando la tabla de goleadores gracias a su excelente momento de forma. Dos buenos motivos para pensar que aquella solitaria Copa portuguesa lograda hace casi medio siglo se verà pronto acompañada por un trofeo màs nuevo e importante, quizà uno que signifique el nacimiento de una nueva època en el fùtbol portuguès, una incògnita que se desvelarà en las pròximas semanas.

No hay comentarios: