.

.

Imparable Shakhter

El escudo del Shakhter.
Rostros familiares en unas gradas limpias de ultras, equipos más o menos parejos a la vez que un poco desorganizados, ambiente y juego de amistoso en la recta final de la pretemporada. ¿El premio? La posibilidad de seguir soñando con jugar la Champions League, una ilusión ganada por derecho propio. Los campeones de Kazajistán y Albania frente a frente en la 3ª ronda previa, la anterior a la que da billete directo a la máxima competición continental, si bien el que supere la actual ronda tendrá asegurada como mínimo su participación en la Europa League. Así es, el que haga bien las cosas podrá ilusionarse con enfrentarse a algún que otro grande europeo, y quién sabe si incluso llegar a escribir su página más gloriosa con una hazaña inolvidable.

Por eso a las tres de la tarde (horario de Europa Occidental) de este 30 de Julio de 2013 el Shakhter Karagandy se enfrentaba en la ida de la eliminatoria al Skënderbeu Korçe. Cuentos de hadas aparte, el choque ha sido emocionante por lo abierto del mismo, pero de escasa calidad futbolística para el ojo acostumbrado a disfrutar del primer nivel. La propuesta de ambos conjuntos no escondía segundas intenciones, siendo ofensiva en todo momento, si bien fueron los 'mineros' los que llevaron la iniciativa durante más tiempo en el primer periodo. De hecho un buen cabezazo de Džidić a pase de Simčević adelantó al Shakhter en los primeros compases. Luego el buen hacer del portero visitante Shehi evitó que la ventaja se ampliase.

Tras el descanso el Skënderbeu salió decidido a anular la ventaja de su rival para obtener un buen botín de cara al choque de vuelta en casa. Eso sí, sus esfuerzos resultaron baldíos, siendo la pareja local Finonchenko-Khiznichenko la que más peligro llevó, gozando de varias oportunidades para ampliar el resultado que desbarató un atento Shehi, el mejor de los suyos esta tarde. Zenkovich, que vio como le anulaban un tanto en cada periodo, fue sustituido por Murtazaev, que algo más afortunado que su predecesor logró un 2-0 que hizo mayor justicia a lo visto sobre el terreno de juego. Luego el Skënderbeu buscó reducir diferencias no pudo evitar que el Shakhter gozase de alguna ocasión más, tanto que Khiznichenko remató a placer en el descuento para alcanzar el definitivo y casi lapidario, visto lo visto una auténtica montaña para sus adversarios albanos, obligados a lograr una remontada épica la semana que viene. Para entonces necesitarán algo más que las grandes intervenciones de Orges Shehi, que pese a recoger tres veces el balón de sus redes seguramente haya sido el mejor de los suyos en el naufragio vivido hoy.

1 comentario:

camisetas de futbol baratas dijo...

Gracias por compartir
Obtenga más información
Tu blog bueno