.

.

Puñetero karma

Tras muchísimos años en las categorías inferiores del fútbol español el Granada regresó en 2011 a Primera. Como andaluz me alegró mucho, al igual que me sucede con el resto de clubes de mi tierra cuando alcanzan un éxito. Tengo buenos amigos granadinos, la ciudad me encanta, y una de las cosas que más echo de menos de no estar en el Sur es no poder visitarla habitualmente. Ojalá su estancia en la élite se prolongue muchos años, como la de mi Málaga y el resto de entidades andaluzas (y que suban Real Jaén, Córdoba y Recreativo de Huelva, además de recuperarse el Cádiz). Sería maravilloso. 

Pero un derby es un derby. Y la rivalidad Málaga-Granada fue históricamente bastante fuerte, más que apaciguada por los años de lejanía entre ambos clubes por su diferente andar deportivo. Lo que era un clásico durísimo ha derivado en un bonito derby sin incidentes (es de agradecer) en el que reinan colorido, deportividad y rivalidad bien entendida. Pero como decía, no por ello no vamos a querer derrotarles. Y ellos a nosotros. Esto es así.

Anoche volvieron a enfrentarse los míos con los nazaríes. El Málaga pareció controlar el primer tiempo, tuvo alguna que otra ocasión pero el Granada también gozó de oportunidades suficientes para adelantarse en el marcador. Eso sí, el punta de los franjirrojos, que no suele distinguirse por ser un gran matador, erró un disparo a bocajarro estando solo además de enviar un tiro muy lejos de portería desde la frontal. Ello motivó el siguiente tuit:

Creo que Willy Caballero debe tenerle más miedo a sus centrales que a El Arabi.

El resto es historia. El Arabi espabiló en la segunda parte, anotó su primer hat-trick como jugador del Granada y Los Cármenes festejó la victoria de los suyos en el derby, sumando su tercer triunfo en los cuatro últimos partidos para abrir un cómodo colchón respecto a la zona baja. El Málaga, cuatro puntos debajo de sus adversarios, seguramente perderá posiciones según avance la jornada, por lo que no podrá despistarse próximamente para no entrar en zona peligrosa. Claro, que si uno no tienta al karma estando sus colores de por medio seguramente sea mejor.

                     

2 comentarios:

camisetas futbol baratas dijo...

La rivalidad Málaga-Granada es históricamente bastante fuerte, asi es como tu lo dises.

stell dijo...

Fue un gran partido, y yo llevaba camisetas de Málaga viendo, jaja