.

.

Cuando el honor es lo único en juego

Este fin de semana se disputan dos de los clásicos más apasionados del fútbol sudamericano, y por supuesto del mundo del balompié: Racing – Independiente (sábado) y Nacional – Peñarol (domingo), de los que repasamos la actualidad previa a ambos enfrentamientos.

Aparte de la mística que rodea a estos choques en los que siempre quedan cuentas pendientes, rivalidades irreconciliables y cientos de historias que dejaron los años, esta vez más que nunca está en juego el honor de los contendientes de ambos bandos, tanto en el clásico de Avellaneda como en el de Montevideo. Ninguno de los contendientes pasa hoy por su mejor momento, pues todos ellos se encuentran descartados de la lucha por sus respectivos campeonatos, que ya casi dan a su fin. Repasemos pues ambos casos por separado:

El clásico de Avellaneda enfrenta a dos equipos que han seguido trayectorias opuestas en el transcurrir del presente torneo Apertura, ya que mientras Independiente ha peleado desde el principio por el campeonato, siendo el que más tiempo estuvo de puntero, Racing comenzó mal y se instaló desde el principio en los puestos bajos de la tabla. Sin embargo con el transcurrir de las fechas, el Rojo fue cayendo poco a poco hasta quedar descartado definitivamente en el último partido, que perdió 1-2 ante el Estudiantes de Diego Simeone, quedando a 7 puntos de Lanús cuando quedan 9 por jugarse. Racing por su parte poco a poco fue mejorando, pero salvo algún partido esporádico, nunca estuvo al nivel que a un grande se le exige. El paraguayo Costas se llenó la boca diciendo el que el equipo pelearía por el título, pero siempre defraudaron a su fiel afición. Ahora, ambos tienen una ocasión idónea para redimirse en el Juan Domingo Perón (popularmente conocido como el Cilindro), cancha de Racing que esta temporada ha sido la casa de ambos, ya que La Academia permitió a Independiente jugar sus partidos en su estadio mientras estos remodelaban el suyo.

Por su parte, el clásico más importante de Uruguay vuelve a enfrentar en el Centenario a Nacional y Peñarol, con los primeros ejerciendo de locales. Ambos llegan con ganas de revancha tras sus últimos duelos pero también por la pésima temporada que están protagonizando, muy lejos de Rampla Juniors, Defensor y Danubio, los aspirantes para alzarse con el Apertura. Recapitulando un poco, en sus 2 últimos enfrentamientos cada uno se llevo una victoria, si bien la que obtuvo Nacional por 1-0 en la Liguilla Pre-Libertadores el pasado mes de Junio fue especialmente dolorosa para el plantel carbonero, pues los alejaba definitivamente de las competencias internacionales, y eso que había sido subcampeón en ambos torneos, pero del sistema de la liga uruguaya ya hablaremos en otro momento. Por otro lado, Peñarol goleó 0-3 a Nacional en el anterior torneo Clausura, con un memorable hat-trick del brasileño Silvio Mendes pese a contar con un hombre menos desde el minuto 30. Así pues, ambos llegan al clásico con nada que ganar respecto a la clasificación pero mucho que perder de cara a los suyos si no son capaces de derrotar al eterno rival para al menos salvar una temporada hasta el momento desastrosa.


7 comentarios:

chimoeneas dijo...

creo que esta vez todos coincidimos en apoyar a racing! la verdad es que el pobre club, a pesar de ser un grande, está haciendo bastante con los enormes problemas que tiene (y con las bajas importantes que tuvo a principios de temporada)

Garrincha dijo...

A mi las bajas de Romero (el arquero que se ha llevado Van Gaal al AZ Alkmaar) y especialmente Maxi Moralez, me mataron. Maxi venía de ganar el Mundial sub'20 con Agüero y compañía haciendo un gran papel, e incluso jugó la primera fecha del torneo, cuando se ganó 0-2 a Olimpo, precisamente con dos asistencias suyas.
También me acuerdo ahora de Bergessio. La verdad, con estos chicos la realidad de Racing hubiera sido distinta, al menos es posible que estuviera peleando más arriba, pero bueno, es lo que tiene el maldito Gerenciamiento :(

AGUANTE LA ACADÉ!!!

Pablo Daniel Barros Barco dijo...

Es raro que entre los tres equipos hayan conseguido 35 torneos internacionales y sean tan malos ahora. El fútbol sudamericano esta cada vez peor.

Martín dijo...

Casi que me dan ganas de ir con el rojo, nada mas que por fastidiar a Garrincha ;-)

Alvaro Cabrera dijo...

Arriba Peñarol, tus artículos son excelentes Garrincha. Un abrazo.

Prismatico dijo...

Ojala y sea un buen partido los colores del Peñarol los tenia un luchador llamado Pierroth, muy bueno, salu2

Garrincha dijo...

Al final ni pa unos ni pa otros, un triste 0-0 tras un partido de mucha pelea pero poco fútbol. En el mismo apenas hubieron un par de ocasiones que Racing desaprovechó y más control de balón del Rojo. Habrá que esperar al Clausura para ganarlos en eso que ellos llaman "cancha" jaja.

@ Alvaro

Gracias amigo, ya te respondí el mail ;)
Mañana todos con el carbonero, hay que ganar el clásico como sea.

@ Prismático

Buena anécdota, no la conocía ;)

Un saludo!!